sábado, 24 de julio de 2010

LA PROVINCIA DE LA RIOJA, ENTRE LAS 10 MÁS CARAS PARA CARGAR EL TANQUE.

Según un ranking de precios de combustible, los valores de naftas, gasoil y GNC en los surtidores locales son altos respecto a otras provincias. Hay una brecha además entre el interior y Capital Federal. Con los acomodamientos de precios que han venido aplicando las petroleras en el 2010, cada vez le cuesta más plata a los argentinos hacer andar el auto. Pero el esfuerzo es mayor en provincias como San Juan que está entre las más caras a la hora de llenar el tanque: Esta jurisdicción se ubica entre las 10 donde se vende la nafta super, el gasoil y GNC más caros. Así surge de un relevamiento realizado por DIARIO de CUYO, al elaborar los precios promedio de las provincias tomando los precios máximos y mínimos oficiales publicados por la Secretaría de Energía de la Nación, al mes de junio. La disparidad de precios toma relevancia ahora que avanza un proyecto en el Congreso para unificar los precios de los combustibles líquidos de todo el país. En la Cámara de Expendedores de Combustibles de San Juan explicaron que la razón de la brecha existente de los precios de los combustibles con otras provincias es porque cada vez hay menos estaciones oficiales aquí, y en cambio aumentan las de "bandera blanca" que compran combustible más caro para revenderlo a un precio mayor. Eso se nota más en provincias donde hay menos población, y por lo tanto, menores volúmenes de venta. Así, a la hora de sacar el precio promedio de venta al público, entre los valores máximos y los mínimos, la incidencia de las denominadas "blancas" impactan fuertemente en esas disparidades tan notables. "YPF o Shell tiene los mismos precios en San Juan, en el norte o el sur; salvo en en la Capital que los vende más barato. Pero en San Juan, de un total de 96 estaciones de servicios existentes, el 60% son blancas, que están obligadas a hacer compras minoristas a estaciones grandes, y para ganar algo lo deben vender más caro", explicó Bernardo Turcumán, vicepresidente de la cámara. En la entidad explicaron que las petroleras no tienen interés en abrir estaciones propias en algunas provincias o poblados, por lo tanto, el servicio es prestado por terceros. En ese sentido, fuentes de YPF agregaron que los precios son mas baratos en lugares donde es mayor la demanda, lo que coincide en cierta forma con la explicación de los expendedores locales. Lo cierto es que a la hora de ir a cargar combustible, las diferencias de los números son grandes, aún en una misma región. Por ejemplo, en lo que respecta a nafta super, en San Juan el promedio de venta es de $4,12 por litro, es decir, está a 20 centavos más cara que lo que cuesta en Mendoza ($3,90) y medio centavo más cara que en San Luis. No obstante, es 3 centavos más barata que La Rioja ($4,15) y está a 5,5% de distancia de Catamarca, donde cotiza el litro más caro del país, a $4,36. Mirando el otro extremo, el de las provincias donde está mas barata, lidera Tierra del Fuego, donde el litro se consigue a $3,11. Pero, hay que recordar que en esa provincia, Santa Cruz y Chubut se subsidian los cargos que gravan al hidrocarburo (ITC). En cambio en Capital Federal y Buenos Aires -donde el litro está a un promedio de $3,86- San Juan está casi un 7% más alta. En el caso del gasoil, en cambio esta provincia tiene precios más accesibles que Mendoza y San Luis: Aquí el promedio por litro es de $3,61, es decir, 3 centavos menos que Mendoza y 12 menos que en San Luis. En cambio, es 13 centavos más caro el litro de gasoil aquí, que en La Rioja. Respecto a Buenos Aires también está más caro -un 5,24% más, porque allá el promedio de venta es de $3,43-, y hay que pagar casí un 23% más que en una estación de servicio de Chubut donde cuesta sólo $2,94. El GNC es otro combustible que se mantiene con fuertes diferencias en todo el país. La excepción en este caso es Córdoba, que presenta una circunstancia inusual, ya que por una estrategia comercial de un grupo de estacioneros los precios del combustible gaseoso se ubican un 50 por ciento por debajo de la media nacional. Así, el metro cúbico de GNC más barato está en los $0,80, mientras que el más caro llega a $1,19, lo que da un promedio de $1,04. En cambio en La Pampa y Entre Ríos son las ciudades con los precios más caros, $1,71 y $1,72, respectivamente. Y nuevamente Chubut es el del precio más bajo, con $0,97 el metro cúbico. En la capital sanjuanina el precio promedio es de $1,47, es decir, un 51,5% más caro que en Chubut, y un 14,5% más barato que en Entre Ríos. En Capital Federal se mantiene en un promedio de $1,34, es decir, un 9,7% más barato que en esta provincia. Respecto a la región de Cuyo, el precio del GNC imita la tendencia de la nafta súper: Es más caro en San Juan que en Mendoza (6 centavos más) y San Luis (31 centavos más), pero se consigue en esta provincia a 10 centavos más barato que en La Rioja.