martes, 6 de junio de 2017

SANAGASTA: TRÁS LA DERROTA APARICIO CERRÓ EL MUNICIPIO.


Autoridades de la Municipalidad del departamento Sanagasta, decidieron cerrar la institución por el término de tres días. Ayer no hubo atención al público, situación que se extenderá hasta mañana. La novedad sorprendió a los sanagasteños en la mañana de ayer cuando se dirigieron al edificio comunal, donde no pudieron ingresar pues una faja en el ingreso principal alertaba que estaba cerrada “por reorganización” durante los días 5, 6 y 7 de junio. Extraña casualidad, la medida se adoptó al día siguiente de las elecciones que se desarrollaron en el departamento Sanagasta donde el actual intendente José Aparicio fue derrotado en las urnas por el joven Federico Sbíroli, quien logró posicionarse por un periodo más como diputado provincial. Quizás la derrota afectó la estructura política de Aparicio, quien sin más trámite, ni comunicación previa, decidió cerrar las puertas del municipio con el infantil argumento “por reorganización”. Se desconoce que alcance tendrá la mentada “reorganización”, si incluye las distintas áreas o quizás pueda haber remoción entre los colaboradores inmediatos del intendente. Más aún muchos sanagasteños se preguntaban que “reorganización va a realizar, si nadie va a trabajar, ni siquiera los funcionarios”. Vecinos coincidieron en que se extrañaba la medida adoptada por la intendencia, motivo por el cual no pudieron hacer ningún tipo de trámite, ni tampoco obtuvieron una explicación, pues nadie sabía nada, ni por qué de la medida, razón por la cual los contribuyentes deberán esperar hasta el próximo 8 de junio. Nobleza obliga, a nivel oficial no hubo ninguna comunicación por la que se alertaba sobre la decisión de cerrar el municipio, ni menos una explicación coherente. Tampoco hubo información si los empleados prestaron servicio en forma normal, o fueron afectados a la “reorganización”, aunque según comentarios de los propios vecinos “nadie fue a trabajar”. La situación, según se pudo saber, estaba por ayer bastante candente, pues se dejó trascender que en la noche del domingo pasado el intendente Aparicio habría amenazado con despedir a todos los trabajadores incluidos en programas sociales y a contratados. Anoche se estaba gestando una reunión entre los empleados que tienen una situación precaria con el municipio para analizar los pasos a tomar, pues a la luz de las supuestas amenazas del intendente, presumen que en la mañana del próximo jueves cuando se presenten a trabajar se den con la triste novedad de que estarían despedidos.
Publicar un comentario