martes, 3 de mayo de 2016

"VAMOS A HACER LAS GESTIONES NECESARIAS PARA QUE LOS CUPOS VUELVAN A LA NORMALIDAD".

Frente al conflicto por el cupo establecido para la venta diaria de GNC, el gobernador Sergio Casas junto al vicegobernador Néstor Bosetti recibió a un grupo de taxistas y remiseros junto a representantes de estaciones de servicio expendedoras de GNC, quienes le transmitieron la preocupación del sector. Casas les aseguró que “vamos a hacer las gestiones necesarias ante Nación para que esos cupos vuelvan a la normalidad”. “Vamos a ponernos al frente, tenemos el deber y la obligación de acompañar esta lucha para que se lleve adelante un federalismo más real en nuestro país”, remarcó.Luego del encuentro, que se concretó al término de la entrega de viviendas en el barrio Francisco I, el gobernador comentó que acordaron que le presentarán por escrito un detalle de la situación particular de la provincia. “Sabemos que esto forma parte de una decisión del Gobierno Nacional y vamos a reclamar juntos, porque no sólo afecta como servicio sino también a las fuentes laborales de taxis y remises”, manifestó. De esa manera, afirmó que “vamos a hacer las gestiones necesarias ante Nación para que esos cupos vuelvan a la normalidad y puedan desarrollar su tarea que es brindar un servicio a la gente”. “Tenemos que hacer entender que La Rioja necesita de políticas diferenciadas porque vivimos a más de 1200 km, todo impacta doblemente, el traer el gas, la energía”, expuso. Asimismo, sostuvo que “el Gobierno Nacional más allá de la ideología que tenga tiene la obligación de mirar a provincias como la nuestra, como Catamarca y Jujuy. No hay nada más injusto que distribuir igual a los que somos desiguales”, haciendo referencia a desigualdades de distancia al puerto y geográficas. El gobernador aseguró que “somos conscientes de esta situación. Vamos a ponernos al frente, tenemos el deber y la obligación de acompañar esta lucha para que se nos escuche y se lleve adelante un federalismo más real en nuestro país”. Por último, afirmó que “queremos trabajar todos juntos y hacer lo mejor para La Rioja”. “Tenemos que luchar para que se apliquen políticas diferenciadas para que realmente podamos decir que somos un país federal”, completó. Al respecto, el vicegobernador Néstor Bosetti sostuvo que acompañará el reclamo y recordó que se trata de un conflicto a nivel nacional. Auguró que “lo más rápido posible se pueda solucionar porque nos preocupa, ya son trabajos indirectos al Gobierno que empiezan a faltar”. “Este mismo tema lo tenía en la construcción y estábamos contentos de solucionarlo, pero ahora aparece esto que es ajeno al Gobierno”, aseguró. A la vez, ejemplificó que el conflicto con la provisión de GNC “es el mismo caso de la luz, con el faltante, con otro precio”. “Lo que la gente pide es razonable. Pide una distribución del faltante equitativa”, explicó y afirmó que “vamos a buscar las audiencias nacionales para llevar este tema”.
Publicar un comentario